ONU e Iglesia Católica llaman a la humanidad a proteger el planeta

Los líderes de la ONU y la Iglesia Católica se reunieron en el Vaticano, donde hicieron un llamado conjunto a la lucha contra el cambio climático, y pidieron más fe en el multilateralismo y menos indiferencia frente a la injusticia y la pobreza.

“En medio de tiempos turbulentos y difíciles todos los pueblos del mundo deben permanecer unidos en paz y armonía”, dijo el viernes el Secretario General de la ONU tras una audiencia con el Papa Francisco en el Vaticano, a quien agradeció su fuerte apoyo a la Organización mundial.

António Guterres elogió al jefe de la Iglesia Católica Romana por ser “un mensajero de la humanidad” que se ha pronunciado sobre temas como la crisis de refugiados, la pobreza, la desigualdad y la emergencia climática.

“Estos mensajes coinciden con los valores centrales de la Carta de las Naciones Unidas: reafirmar la dignidad y el valor de cada ser humano, promover el amor por la gente y el cuidado de nuestro planeta, nuestra humanidad común y proteger nuestra casa común. Nuestro mundo necesita eso más que nunca”, aseveró.

¡Acción climática ya!
Guterres llegó a Roma desde Madrid, donde se celebró la reciente conferencia climática de la ONU conocida como COP25, que terminó sin un consenso general.

El titular de la ONU llamó a los países a comprometerse con el objetivo de lograr la neutralidad de carbono para 2050, lo que los científicos dicen que es necesario para que el planeta sobreviva.

El Papa Francisco también subrayó la necesidad de una acción climática urgente, agradeció a aquellos que se esfuerzan por crear una sociedad más humana y justa, e instó a las personas de todo el mundo a escuchar a los jóvenes que presionan por un mundo mejor.

“Es necesario reconocerse como miembros de una sola humanidad y cuidar nuestra Tierra que, generación tras generación, nos ha sido confiada por Dios bajo custodia para que podamos cultivarla y dejarla en herencia a nuestros hijos. El compromiso de reducir las emisiones contaminantes y la ecología integral es urgente y necesario: hagamos algo antes de que sea demasiado tarde”, dijo.

El Papa advirtió además contra la indiferencia al sufrimiento de los demás: “No podemos, no debemos alejarnos al otro lado frente a las injusticias, las desigualdades, el escándalo del hambre mundial, la pobreza, los niños que mueren porque no tienen agua, alimentos o la atención necesaria. No podemos alejarnos al otro lado ante cualquier tipo de abuso contra los niños. Todos debemos luchar juntos contra este flagelo”, apuntó.

Recommended For You