América Latina, unida contra la tierra degradada

Clave en la mitigación y la adaptación al cambio climático, la restauración de tierras degradadas pretende ayudar a los países a cumplir sus objetivos de reducción de emisiones. En la COP23, DW recabó más información.

La iniciativa 20×20 para restaurar bosques y mejorar la productividad agrícola de tierras degradadas en América Latina y el Caribe estáimpulsada por los países de la región, “con el propósito de cambiar la dinámica de degradación de tierra, en un contexto de oportunidad económica, social y necesidad climática”.

Según un análisis de WRI y UICN (Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza), más de 200 millones de hectáreas de tierra están disponibles para la restauración en América Latina y el Caribe. “La captura y almacenamiento de carbono a través de la restauración de paisajes forestales es esencial para alcanzar una huella neta cero de carbono en América Latina. Es una contribución clave hacia el logro del umbral de dos grados definido en París,” aseguró.

 

20 millones de hectáreas para 2020

Su lanzamiento se produjo en la pasada COP20 de Lima, en 2014, con un objetivo inicial de llegar a los 20 millones de hectáreas en 2020 que ya se ha sobrepasado. “Hasta el momento, 16 países participan de la iniciativa con un objetivo de restaurar más de 53 millones de hectáreas”, subrayó en un acto de presentación y actualización de los resultados de la iniciativa que se ha llevado a cabo en el marco de la COP23 en Bonn.

Así, destacó que la iniciativa cuenta con 40 instituciones que forman parte de un comité técnico y cerca de una veintena de inversores que “han etiquetado 2.100 millones de dólares para restauración”. Igualmente recalcó que están en curso más de 30 proyectos de implementación.

Apoyada por el WRI, la iniciativa cuenta con la colaboración del Centro Internacional de Agricultura Tropical (CIAT), Centro Agronómico Tropical de Investigación y Enseñanza (CATIE), el Centro Mundial de Agroforesteria (ICRAF), el Instituto Alexander von Humboldt en Colombia, la Fundación Agreste en Argentina, el Fundo Brasileiro para a Biodiversidade (Funbio) y Fundação Amazonas Sustentável en Brasil y el banco alemán de desarrollo, entre otros.La iniciativa 20×20 reúne a diferentes actores que trabajan para restaurar áreas de protección de bosque en pie. Algunas de ellos dieron a conocer sus últimos avances.

Recommended For You